Utilizamos cookies para mejorar su navegación por nuestro sitio web. También utilizamos cookies de terceros para enviarle mensajes promocionales personalizados. Para más información sobre las cookies y su desactivación, consulte nuestra Cookie Policy. Si sigue navegando por este sitio, autoriza automáticamente el uso de cookies.
 
 

Brisée dulce

con manzanas y arándanos rojos de Val Venosta

Este postre de manzana se basa en la pasta brisée, una masa originaria de Francia, cuyo uso va muy bien para preparar una gran cantidad de dulces, desde los hojaldres hasta los pasteles rellenos.
70 min.
  •  
  •  
  •  
media
 

Ingredientes

Tamaño del molde 30 x 20

para la brisée dulce

300 g de harina de espelta blanca
50 g de aceite de coco
30 g de azúcar de coco
1 cucharada de miel de acacia
100 ml de agua fría

otros ingredientes

3 manzanas Red Delicious 
1 limón
250 g de arándanos
1 cucharada de azúcar de coco
agua q.b.
 
Imprimir receta

Preparación

Prepare la pasta brisée mezclando la harina con el aceite de coco (puede hacerlo ablandar en el microondas) en un bol grande; agregamos el azúcar y la miel y el agua gradualmente según la absorción de la mezcla (varía de una harina a otra).

Amasamos a mano o con un robot. Cuando hayamos obtenido una mezcla homogénea, la envolvemos con película alimenticia. Lo guardamos en la nevera durante media hora.
Mientras tanto, lavamos los arándanos y, sin secarlos, los cocinamos en una sartén con azúcar y una cucharada de agua durante 5 minutos o hasta que frían ligeramente. Los escurrimos del jugo que se ha formado. Dejamos que se enfríen.

Exprimimos el limón. Usamos el jugo para preparar el agua acidulada para no oxidar las manzanas. Lavamos y secamos las manzanas. Con una mandolina cortamos lonchas del mismo espesor.
Estiramos la masa brisée y forramos un molde después de haberlo rociado con aceite. Extendemos sobre la mermelada de arándanos que hemos preparado.

Ponemos las rodajas de manzanas bien drenadas del agua y alternando con grupos de 4 o 5 verticalmente y horizontalmente. Si usa un molde redondo, puede distribuirlas en un patrón radial.
Cepillamos la superficie de las manzanas con aceite de coco derretido. Horneamos a 170 grados en un horno precalentado durante aproximadamente 30 minutos (ajustamos según la potencia del horno).

Retiramos del horno y dejamos que se enfríe. Decorar con un poco de arándano fresco.
 

Receta de Elena Formigoni

Cucinama
 
 

Comparte la receta y pruébalo tú mismo!

Los verdaderos amigos comparten todo